Blog

Diferencias de costes entre una furgoneta grande y una pequeña

Consejos

Diferencias de costes entre una furgoneta grande y una pequeña

Seguro que muchos de los autónomos que nos seguís tenéis la duda de qué tipo de furgoneta comprar, no sólo la marca, sino el volumen de ella, vamos que estáis dudando entre adquirir una grande o una de menor tamaño. Si os decantáis por una grande, pensáis que quizá es demasiado para vuestra actividad profesional, pero si os decidís por una más pequeña es posible que algunas veces necesitéis transportar algo más voluminoso y no os quepa. La decisión es vuestra, pero aquí van algunos datos que os pueden ayudar a decidiros.

Lo primero a considerar es el precio, lógicamente tienen un mayor coste las furgonetas grandes, tipo furgón, que pueden rondar los 22.000 euros, por el contrario, las pequeñas, tipo N1 y M1, estarán sobre los 10.000 euros.

La siguiente diferencia es el consumo de combustible, sobre esto hemos preguntado a algún usuario que ha tenido los dos modelos de furgoneta. La furgoneta grande puede tener un consumo de gasoil sobre 12 litros a los 100 km, por su parte, la furgoneta más pequeña estima un consumo de 8 litros a los 100. Lo que quiere decir que en unos 20.000 kilómetros al año habría un ahorro a favor de la furgoneta pequeña de unos 800 litros, esto es, más o menos según el precio del carburante diésel actual, unos 800 euros menos de gasto al año en combustible.

En cuanto a los seguros la diferencia estribaría en unos 200 euros anuales. Hemos calculado un seguro a todo riesgo con franquicia de 300 euros para los dos vehículos, y en un famoso comparador en Internet nos mostraba que para la furgoneta pequeña el seguro rondaría los 300 euros y en la misma compañía llegaría a los 500 euros en la furgoneta grande.

En los neumáticos la diferencia de coste andaría en unos 45 euros por unidad entre los de la furgoneta pequeña y la grande. Eso es que si cambiamos cada año de neumáticos cada año estaríamos hablando de 180 euros menos de coste con la furgoneta tipo N1 o M1.

Por último, otros gastos que tenemos que contemplar serían el coste de las revisiones periódicas, el cambio de la correa de distribución, averías, etc.

Lógicamente un furgón acarrea un mayor coste que el usuario tendrá que valorar si le compensa o no a la hora de transportar cargas y optimizar rutas.

maxvan, la solución para disponer de mayor espacio en la furgoneta pequeña

Sin embargo, si vuestra actividad de autónomo en diferentes gremios la solventáis  utilizando una furgoneta más pequeña, pero de vez  en cuando necesitáis mayor volumen para transportar, por ejemplo, carga indivisible (tubos, tablas, puertas, escaleras, etc.) u otros bultos, la solución es adquirir el sistema maxvan.

El novedoso sistema maxvan amplía el volumen de una furgoneta en un 66 % de media y un 50 % en su longitud. Es muy sencillo de montar, no más de cinco minutos, y puede ser la solución a vuestros problemas a la hora de transportar material. Por un precio razonable no necesitarás adquirir una furgoneta de mayores dimensiones.

Aquí tenéis más información sobre maxvan y en qué modelos se puede instalar de manera totalmente legal.

Por tanto, el adquirir una furgoneta pequeña puede suponer un ahorro en la compra de 12.000 euros, a esto habría que añadir lo que se gastaría de menos al año en consumo de combustible, seguro y cambio de neumáticos: sobre 1.180 euros, además de las diferencias de costes en revisiones, correas de distribución y averías en general.

/ / / / / /

También te podría interesar